Después del entrenamiento de ayer, y guardando los tiempo de recuperación, hoy al abrir la ventana y ver el pedazo de día que hacia me he decidido dar una vuelta con Romo, mi perro.

Seguir leyendo