Pues como reza el título de esta entrada, este pasado puente en el día de la Comunidad de Madrid nos dimos un atracón de kilometros, risas y “buen rollo”, una experiencia exigente pero muy gratificante.

El Club Lucero, llevaba tiempo detrás de una marcha de esta envergadura, al final se dio con el día adecuado para hacerla, la convocatoria tubo una aceptación por encima de lo esperado y ya solo este aspecto concluía en que pasase lo que pasase merecía la pena realizarla.

Salimos con la fresca desde el Metro de Casa de Campo, 7:00 am y lo que a priori pudo parecer exagerado al final se quedó corto en la hora de comienzo y es que bajo mi punto de vista el track escogido para ir a Segovia, siendo muy bonito también tenía su exigencia y lo que por otros trazados se tarda en torno a  7 horas este tenía pinta de ser algo mas exigente.

Foto de la Salida (Metro Casa de Campo)

Jose, Alfredo, Iban, Diego, Luisfer, Alberto

Una vez llegó Pelos, y con los gps listos para la hazaña nos pusimos en marcha por un camino ya harto conocido para los del club => Somosaguas, La Cabaña,  Monteclaro, cruzando por el Carralero a Majadahonda…

Salida

Javier Palomeque

Una vez que salimos de la “urbe” por así decirlo, rodamos a ritmo tranquilo sin pausa, no hay porque forzar la marcha pero sabemos que vamos cubriendo la parte amable de lo que nos espera, y entre charlas, risas y kilometros allá hacia el km.25.5 nos plantamos en el Camino de la Puentecilla que nos lleva directos al curso del Guadarrama.

IMG_0318

Camino de Somosaguas…

IMG_0343

La niebla nos acompaño las primeras horas de la mañana

El tramo de sendero que cubre está parte del Rio Guadarrama es muy bonito y juguetón, lo recomendaré siempre, a nosotros tras alguna caída de Alberto sin lamentar consecuencias, nos dejó enfilados en el Puente del Retamar.

Llegamos a Rio Chico como comúnmente se conoce pero que al fin y al cabo es un tramo de la famosa Cañada Real de las Merinas, casi 5 km de ascensión con descansaderos pero con algunas rampas de considerable desnivel, a mas de uno nos paso factura tardamos cerca unos 30 minutos en cubrir, se trataba de dosificar la subida teniendo en cuanta que quedaba otro puerto de categoría mas el Especial del día.

2015-05-02 09.49.37

Descansando arriba de Rio Chico

Tras bordear Los Ranchos y cruzar Colmenarejo, dejamos a nuestra derecha Galapagar y subimos a la Cañada Real Segoviana que cruza Villalba y se adentra en Alpedrete, a lo lejos se divisa nuestro objetivo, y es que al fondo se dibuja la sierra con su Siete Picos, La Bola, La Maliciosa, y el Puerto de la Fuenfria enclavado entre el Cerro Ventoso y Cerro Minguete limite de la Comunidad de Madrid con Segovia, espacio de encuentro y esparcimiento que compartimos segovianos y madrileños.

2015-05-03 22.35.38

Alberto en un breve descanso en Alpedrete

Uno de los momentos mas desesperantes y aventuresco de la marcha fué a la altura de Collado Mediano y tras cruzar la M-623 entramos siguiendo la Cañada Real Segoviana, en El Berrocal, un kilómetro donde el mal estado del terreno nos hizo bajar el ritmo, entre el barro/fango y pasos técnicos, alguna caída en parado pero también sin consecuencias.

Y llegamos a Los Molinos, segunda chincheta del día y con mas de 60 km acumulados, según vamos bordeando, la ascensión se va acentuando hasta que llegamos a la Calle Calvario son 3 km mas o menos, no esta asfaltada es un camino pistero que te deja en las inmediaciones de Cercedilla  a alguno de nosotros el nombre de la calle seguro que le pareció acertadisimo.

Pinar Peñota

Los Guijos, descanso tras subir Los Molinos

Recuperamos las fuerzas entre plátanos, geles, barritas y frutos secos sabiendo lo que nos esperaba, analizando el momento y poniéndonos en situación, lo que sigue es la entrada a Cercedilla por el Puente del Molino, tuvimos que bajar a la Estación para abastecernos de agua ya que andábamos escasos, y no podíamos permitirnos ningún caso de deshidratación,  el atasco que había de coches nos convenció de que la mejor opción era volver a subir las escaleras que dan acceso al Puricelli y a través de él la Carretera de la República hasta coronar los 12 kilometros de ascensión.

El Camino Puricelli que toma el nombre de la empresa constructora a la que se le asignó en su día la comunicación entre Cercedilla y Valsain son entorno a 4 km que te dejan en el Sanatorio de la Fuenfría, tras dos buenas rampas así era el primer aperitivo de este Puerto Especial del día.

Tras pasar la Escuela de Ingenieros de Montes nos vamos adentrando en la parte con mas acumulado de la subida, entorno al 10% sobre buen firme, pero con las patas ya gastadas y el trasero con muchas horas acumuladas iba dando poco a poco cuenta de todos nosotros.

2015-05-03 22.35.22

Jose, sufriendo cerca de la “Ducha de los Alemanes”

IMG_0392

Iban camino del Pto de la Fuendría

Y así fuimos poco a poco ascendiendo, unos mejor que otros pero ayudándonos con ánimos y geles, entre mareos y desfallecimientos y un tiempo que poco a poco iba refrescando a medida que cogíamos altura, arriba en el Puerto mas de uno hubiera montado un puesto de bocadillos y sería un negocio seguro, llegamos con el estomago vacío y con la hora pegada eran ya las 14:30 de la tarde y nos esperaban en Segovia para comer.

IMG_0412

Puerto de la Fuenfría, abrigándonos listos para el descenso

Bajamos por el Cordel a Fuente de la Reina a toda velocidad, este primer tramo con algo de piedra suelta te obliga a extremar precauciones porque va uno cansado y tiende a relajarse, y caerse a estas velocidades puede llegar a ser peligroso. En Fuente de la Reina juntamos el grupo y con mas velocidad si cabe por pista asfaltada pero rota bajamos la Pista que cruza el maravilloso Pinar de Valsain, cuyos pinos tiene denominación de origen y es explotación desde tiempos inmemoriales, siendo el motor económico del valle.

El descenso se vuelve vertiginoso y nos deja en la Cruz de la Gallega, hemos bajado tan rápido que nos hemos saltado el desvió al Cordel de Santillana, toca hacer una breve excursión campo a través para enlazarlo mas abajo y una vez en él directos a Segovia cruzando el puente de las vias del Ave.

Y entramos en la ciudad como si del Cid y sus caballeros se tratara, así me lo parecía a mi, ver las calles del casco antiguo atestadas de turistas y nosotros en nuestras monturas llenas de barro, polvo, sudor como si hubiéramos librado una batalla.

La gente nos miraba como si hubiésemos salido de un rodaje, nada mas lejos de la realidad… nos sentíamos satisfechos y orgullos de nuestra gesta, la vergüenza era “totera” e íbamos en busca de nuestro ansiado premio.

La recompensa nos la sirvieron nuestro amigos de El Patio de la Catedral que nos esperaron hasta cerca de las 16:00 de la tarde, maravilloso restaurante que recomendamos a todos los que paséis por Segovia, os tratarán estupendamente.

2015-05-02 16.47.37

Cerveza, huevos con jamón riquisimossss

Comimos tan bien que estuvimos a punto de volvernos en bici a Madrid, no cuela verdad…? 😉

Volvimos en el tren con nuestras monturas y con el mismo buen rollo con el que salimos de Madrid, para la siguiente, ya sabes, que no te lo cuenten.

2015-05-02 22.55.43

En el tren de regreso a casa

Nota.- Gracias a Fabri, Alfredo y Diego por acompañarnos, aguantarnos y aportarnos ese buen rollo que tenéis.

Captura de pantalla 2015-05-04 a las 19.33.20

Datos Técnicos de la ruta

Track de la ruta

Un abrazo.